ENTRELÍNEAS

ENTRELÍNEAS

Cuervos en la UNACH

 

 

Por Jorge Ceballos

 

¡El gobierno de Manuel Velasco está entrando a su etapa final con más pena que gloria!

Al desaseo administrativo que existe en la mayoría de las dependencias del gobierno estatal, se le tiene que sumar el empoderamiento que el jefe del Ejecutivo le dio a personajes siniestros, quienes hacen y deshacen a su antojo, los cuales se han encargado de ser depredadores del presupuesto estatal, sumiendo a la entidad en una severa crisis.

Uno de esos personajes que como señor de horca y cuchillo han puesto y dispuesto del gobierno local, es Jesús Agustín Velasco Siles, a la sazón tío del gobernante, quien es el principal autor de la crisis que actualmente permea en la Secretaría de Salud.

Jesús Agustín Velasco Siles, no ha actuado solo, ha tenido a sus testaferros, uno de ellos es Carlos Eugenio Ruiz Hernández, a quien ha impulsado para tener los dos cargos que ha ostentando en la presente administración: secretario de Salud y rector de la Universidad Autónoma de Chiapas (UNACH), instancias en el que la venta de plazas y desvíos de recursos han sido el común denominador.

Actualmente, la pareja de Velasco Siles y Ruiz Hernández, están fraguando una más de sus operaciones perversas y maquiavélicas.

Carlos Eugenio Ruiz Hernández, cumpliendo las órdenes del tío incomodo del gobernador de Chiapas, intenta imponer a Gonzalo López Aguirre como próximo director de la Facultad de Medicina de la UNACH a Gonzalo López Aguirre, a quien los fantasmas de denuncias penales por acoso sexual y misoginia lo perseguirán de por vida.

Va el dato: en el mes de agosto de 2011, ante la Procuraduría General de Justicia –ahora Fiscalía- se dio inicio a la siguiente acta administrativa, 2893/UEDSYVF/2011 en contra del "honorable" doctor Gonzalo López Aguirre, por acoso sexual.

Esa investigación fue enviada al archivo años más tarde, lo sospechoso del caso es que ahora, justo cuando la dupla Velasco Siles-Ruiz Hernández, intenta desempolvar al acosador, simplemente ya no existe rastro de la carpeta de investigación.

Los enterados del caso, sospechan que la carpeta y todo el expediente, fue desaparecido tras la intervención o llamada telefónica de Jesús Agustín Velasco Siles, porque tiene cuadrado junto al rector Ruiz Hernández, imponer a un incondicional para lograr hacer grandes negocios en la Facultad de Medicina.

Resulta contra natura, tratar de imponer a Gonzalo López Aguirre como director de una institución como la Facultad de Medicina, esto por el simple hecho de que ahí estudian jóvenes que pueden ser objeto de sus bajezas, solo basta recordar aquel refrán que dice "perro que come huevos, aunque le quemen el hocico", o lo que es mejor que el que peca una vez, peca cuantas veces se les ocurra.

Manuel Velasco en su calidad de gobernador de Chiapas, está en la oportunidad de ponerle un alto a su tío Jesús Agustín, aunque le duela en el alma frenar a un familiar cercano, debe darse cuenta que su pariente ya le hizo junto a él y Ruiz Hernández, mucho daño a la entidad desde la Secretaría de Salud, las consecuencias se siguen pagando por empoderar a la familia.

Es cierto que la universidad es autónoma, y que intervenir en la vida interna del alma mater no le corresponde al mandatario, sin embargo, eso mismo no pensó hace tres años, cuando permitió que Carlos Eugenio Ruiz Hernández aterrizara en el puesto que hoy ostenta.

Velasco Coello permitió que el actual rector, hiciera campaña desde la Secretaría de Salud, todo por intromisión de Jesús Agustín Velasco Siles, quien, sin menoscabo alguno, ha pisoteado la honra de su padre Manuel Velasco Suárez, un hombre que se entregó a la medicina y dejar huella en paso por la vida.

Pedirle vergüenza a este tipo de personas es darse de topes contra la pared, porque simplemente les mueve la ambición de poder y dinero, para ello, poco les importa jalarle la cola al diablo, el fin ha justificado los medios.

¿Por qué no tomar en cuenta la petición de la comunidad universitaria? Los estudiantes y docentes que exigen un proceso académico para saber quién estará al frente de la Escuela de Medicina a partir del 15 de enero.

¿Acaso les vale un comino que se registre una movilización estudiantil por los negros antecedentes de Gonzalo López Aguirre? Lo malo es que quienes están al frente de las instituciones en Chiapas, ni oyen, ni ven las exigencias ciudadanas.

Meter en el mismo costal a Manuel Velasco Coello, Jesús Agustín Velasco Siles y Carlos Eugenio Ruiz Hernández, no es exagerar, por el contrario, se puede pensar que los tres se entienden demasiado bien, porque le han hecho un grave daño a Chiapas, lo cual nos lleva a pensar que por donde estos personajes caminan, no volverá a crecer el pasto, porque se han defecado en la entidad y les ha sobrado excremento.

¡Ya basta de tanto saqueo e impunidad! Chiapas no merece que siga habiendo personajes como los señalados, se deberían de dar cuenta que los ciudadanos están hartos de tantos actos de maldad e intransigencia. De ahí que Manuel Velasco Coello quiera imponer a su sucesor.

No se entiende

En las reuniones de café o de esos cafeteros compone mundos, la mayoría comienza a decir que, si éste es el bueno, que mejor sería aquel o que la virgen le habló al otro, pero todos los personajes de los que hablan tienen que ver con el actual gobierno de Manuel Velasco Coello.

O la mayoría de los chiapanecos son ciegos o de plano masoquistas, porque no se dan cuenta que si ha habido un personaje que ha gobernado con las de jugar fútbol, es precisamente Manuel Velasco y compañía.

No es posible que sigan pensando que solo los que han estado en cargos públicos pueden gobernar Chiapas, es puro sentido común, esos personajes por los que suspiran y respiran, han sido cómplices del daño que está sufriendo el Estado.

Solo es cosa de poner en el fiel de la balanza la situación por la que atraviesa la entidad, para darse cuenta que nadie ligado al actual régimen debería si quiera aspirar a gobernarnos, porque nos iría igual o peor, para ser claros, vendrían a cuidarle las espaldas a quien los invitó al banquete que significó el presupuesto.

Desubicados

El gobierno de Comitán que encabeza Mario Guillén Domínguez o el Sr. Fox para sus cuates, sí que andan por la calle de la amargura, resulta que ayer circuló un vídeo en el que invitan a visitar los Lagos de Montebello.

A los cerebritos que acompañan al de las botas y sombrero, se les ha olvidado que los Lagos de Montebello pertenecen al municipio de La Trinitaria, por lo que deben dejar de saludar con sombrero ajeno, en todo caso deben cubrirse con el de su alcalde.

Este tipo de situaciones no es más que el resultado de que a la alcaldía de uno de los municipios más importantes de Chiapas, llegó una persona sin proyecto, sin la mínima preparación para sacar adelante a Comitán, esto muy a pesar de que su corifeos traten de ponerlo y hacerlo pasar como un gran estadista. Hasta la próxima.

Comentarios