HOSPITAL DEL ALMA 08/06/17

HOSPITAL DEL ALMA 08/06/17

Por El Duque de Santo Ton

(Consultas gratis: santapiedra@gmail.com)

Querido Duque de Santo Ton:

Soy profesor de literatura y tengo una alumna de 14 años que escribe poemas tan eróticos, que me excitan mucho. Yo soy un hombre de 50 años, casado y  con hijos, pero cada vez que leo un texto escrito por esa pequeña ninfa tengo que masturbarme, es algo que no puedo evitar. Es increíble que una jovencita pueda escribir de esa manera.

 

López

Tuxtla Gutiérrez

Querido López:

No entiendo cómo puedes ser profesor de literatura y tan puerco al mismo tiempo ¿no te das cuenta de que la escritora en ciernes es una menor de edad? Ten cuidado y controla tus impulsos pues un estímulo mal entendido podría llevarte a la cárcel o a algo peor, ya sabes a lo que me refiero. 

Querido Duque de Santo Ton:

Mi hermano mayor está medio loco y creo que lo trae de nacimiento. Él tiene 18 años, yo 16. Mi papá nos llevó de vacaciones a París, pues quería convivir a solas con sus dos hijos varones. Ya estando allá, nos llevó a cenar a un restaurante muy elegante y ordenó una botella de champán y nos pusimos tan contentos, que pidió otra. Ya cuando iban a traer la cuenta mi hermano dijo que iba a ir al baño, se levantó y nunca regresó. Lo fuimos a buscar y no pudimos encontrarlo, simplemente desapareció. Mi papá acudió a la policía pero de poco sirvió hasta que a la mañana siguiente mi hermano regresó solo al hotel, sin hablar, completamente mudo. Como no entendíamos casi nada de francés, mi papá decidió que nos fuéramos a Madrid para que lo atendiera un psiquiatra que hablara castellano y así lo hicimos. El doctor dictaminó que el niño tenía un brote psicótico, le recetó unas drogas de caballo y recomendó que regresáramos todos a México para que internáramos a mi hermano en un manicomio. Obviamente no internaron a mi hermano, lo trajeron a Tuxtla y viaja al DF para ver al psiquiatra cada quince días. A partir de entonces ha cambiado mucho, yo creo que algo le sucedió en el baño de ese restaurante París.

Bruno

Tuxtla Gutiérrez

Querido Bruno:

No se trata de algo que tenga que ver con la realidad, es un problema fisiológico de tu hermano, así que no te inquietes con ese tipo de pensamientos. Trata de no llamarlo “loco” aunque lo esté de remate.

 Querido Duque de Santo Ton:

Tengo 18 años y desde hace mucho me encanta robar tangas y calzones masculinos, cuando se caen de los tendederos de ropa del edificio en el que vivo con mi madre. Tengo mucha ropa interior de hombre. En mi  colección hay desde bikinis, bóxers y calzones blancos normales, hasta cacheteros e hilos dentales de lycra. Me encantan ¿Eso me hace gay? 

Brayan 

Tuxtla Gutiérrez

Querido Brayan:

Esas aficiones fetichistas que tú tienes no te hacen gay, quienes te hicieron gay fueron tus padres cuando te engendraron.

Duque de Santo Ton:

Llevo 3 años defraudando al Gobierno  y  prácticamente he cumplido muchos de mis sueños: tengo una casa que parece un castillo y el auto que siempre soñé; también tengo una esposa bien buena y mis hijos, aunque siguen bien feos, asisten a buenos colegios, pero últimamente he sentido mucho, muchísimo, miedo y quiero dejar de hacer lo que hago, pero la verdad es que me encanta el dinero y así he ayudado a mi familia y los sigo ayudando. Yo siempre fui clase baja económicamente y ahora peino dinero facilísimo ¿Qué me recomiendas?

Kiko

Tuxtla Gutiérrez

Querido Kiko:

En este país los que se quejan de la corrupción es porque no tienen los medios para ser corruptos. No nades contra la corriente, tal vez si nunca hubieras robado no habrías conocido los placeres que, los pierdas o los conserves, ya tuviste.

Duque de Santo Ton:

Desde que me casé mi esposo me estuvo pidiendo que tuviéramos sexo anal pero yo no quería hasta que por fin sí quise. No contento, ahora también quiere que después del sexo anal  le chupe el pene y luego otra vez me lo meta al ano. Una comadre dice que mientras los actos sexuales sean voluntarios, son normales y Dios permite todo tipo de prácticas ¿tú qué opinas? 

Alondra

Querida Alondra:

La forma de tener sexo que mencionas es una de las más riesgosas. No debes hacerlo jamás así, porque al chupar un pene recién salido del ano, aunque sea el tuyo, llevas todos los residuos de materia fecal a la garganta, lo que te puede causar una infección muy severa, incluso si usas condón y no lo cambias cada vez que sale del ano y entra a la boca. Esta fantasía de tu esposo, es de esas que deben quedarse en la imaginación.

Duque:

Desde hace unos 20 días vino a vivir a mi casa mi hijastra, de 34 años, porque se divorció. Siempre tuvimos una relación de padre/hija normal, pero desde hace unos días estoy sintiendo una atracción sexual muy fuerte hacia ella, y trato de estar en casa lo menos posible, por supuesto que a ella no le hago insinuaciones ni nada. Si se diera una relación, ¿qué tan mal estaría? Cabe aclarar que hasta este momento yo vivía solo, ya que estoy separado de su madre desde hace 12 años y no tenemos ningún tipo de relación, es más, ella tiene una nueva pareja. Aurelio 

San Cristóbal

Querido Aurelio:

La situación que planteas es muy resbaladiza. Sin embargo, en materia sexual no hay nada escrito y un hombre y una mujer maduros viviendo bajo el mismo techo pueden dejar aflorar deseos reprimidos cuando esa represión ya no existe. En el caso de que se diera una posible relación sexual entre tu hijastra y tú yo pienso que no tendría nada de malo, pues entre la madre biológica de ella y tú ya no hay ningún tipo de vínculos. Además agregarías el gustoso saborizante del incesto, que aunque lo parezca no lo sería en realidad. Te sugiero que no tomes la iniciativa ni propicies la situación, pues al fin y al cabo, ella es como tu hija y es tu huésped, pero si es ella la que trata de bajarte la trusa, no te resistas. 

Duque de Santo Ton:

Cuando tenemos relaciones sexuales, mi novia me dice que quiere que yo sea un pervertido y que satisfaga todas mis fantasías en ella. La cuestión aquí es que yo la amo, disfruto del sexo con ella y aunque ciertamente tengo alguna fantasía sexual, para mí realizar esas fantasías harían que el sexo fuera sólo placer sin nada de amor, y yo jamás he creído en el sexo sólo por placer. Estoy dubitativo, porque no sé si ceder a su petición y pedirle que cumpla mis fantasías, rebajándola a sólo un objeto sexual o seguir negándome, ya que yo me siento satisfecho sin necesidad de cumplir mis fantasías, que para mí eso son, sólo fantasías.

 Alejandro 

Chiapa de Corzo

Querido Alejandro:

Apenas y puedo creer que no te des cuenta de que tu esposa lo que en realidad te pide es que desfogues las fantasías sexuales, pero las de ella. Te está dando a ti la batuta para quita lo aburrido a tu vida sexual y a permitir la entrada de juegos y diversiones que, cuando dejes de lado la culpabilidad que te atormenta, aprenderás a disfrutar. Precisamente porque el sexo debe hacerse con amor, no tiene nada de malos entregarse a los caprichos de la mujer amada. 

Querido Duque:

Tengo 30 años y hace más de cinco que me divorcié y desde entonces no tengo pareja y desde hace poco más de dos años que no tengo relaciones sexuales con nadie. Mi preocupación es que ya nada me excita, ni las meseras ni mi secretaria, nada. Tengo una o quizás hasta dos erecciones por semana, pero rápido se me bajan y no sé si es normal esta pérdida del deseo sexual. Fui al doctor y mi organismo está bien, no padezco nada, pero no entiendo, por qué estoy así, si antes tenía sexo hasta tres veces al día y era súper ardiente, como todos los hombres. No sé si esa llama se acabó, ¿Qué debo hacer para recuperar esa parte de mí?

Leonardo

Tuxtla Gutiérrez

Querido Leonardo:

Al no tener disfunciones orgánicas, tu problema solamente puede estar motivado por dos razones: o te sientes sumamente deprimido o ya te dejó de gustar jugar con las nenas y quieres probar la otra cara de la diversión. Si necesitas liberarte, hazlo.

 

 

Comentarios