Gobierno “inyecta mentiras”

Gobierno “inyecta mentiras”

Enfermeras, a 17 días en huelga de hambre

“Gobernador Manuel Velasco, ¿tienes corazón?”, se cuestiona Ema, una de las huelguistas

Por Enrique Gutiérrez

Tuxtla Gutiérrez

Al denominado “campamento de la dignidad” no sólo lo agobia el intenso calor y el hostigamiento de un grupo de personas que incluso las insulta, sino la indiferencia que, desde hace cuatro meses, ha mostrado el gobierno estatal a una lucha que iniciaron enfermeras del Hospital Regional “Dr. Rafael Pascacio Gamboa” de esta ciudad capital.

 

El desgaste físico se comienza a percibir en las seis enfermeras, una nutrióloga y una integrante de una AC que, desde hace 17 días, reiniciaron una huelga de hambre para exigirle al gobernador Manuel Velasco Coello cumpla con un verdadero abasto de medicamentos e insumos en las clínicas y hospitales de Chiapas, y sobre todo, reinstale a trabajadores cesados y pague los más de 800 millones de pesos que desvió en el rubro.

A casi 40 grados centígrados, algunas acostadas en hamacas, otras sobre cartones y colchonetas en el piso; unas más en sillas, esperan que las respuestas de la autoridad no sólo se ejecuten “como mentiras a través de boletines en la prensa”, dice Ema Escobar López.

Hace tres días, recuerda, una de sus compañeras, Karen, prácticamente “abandonó el barco” porque presentó una crisis depresiva “fuerte”. Sin embargo, advierte, a otras más “ya les comienza a pasar factura” esta protesta: sangrado del tubo digestivo, calambres en brazos y piernas, dolor de cabeza, debilitamiento, entre otros.

Cerca del “campo de lucha” hay una ambulancia (al parecer del gobierno estatal), cuyos paramédicos auxiliaron apenas ayer miércoles a Gabriela Mayanín López Cruz. Lo lamentable y “terrible”, advierte la entrevistada, es que el material con el que la atenderían estaba caducado, “y tuvimos que mandar a comprar las soluciones y todo lo necesario para hidratarla y aliviarla”.

Está convencida de que si el gobernador ni el secretario de Salud son capaces de resolver la problemática, lo más ideal para ella es que renuncien a sus cargos, “porque no dan la talla, no resuelven una situación que es a nivel estatal… hospitales que son ‘elefantes blancos’, no tienen nada, como lo que pasa en el Regional”.

Es increíble, prosigue “acosada” por la fatigada producto de la deshidratación y la diarrea, que del monto total del adeudo, la actual administración “velasquista” sólo haya depositado 51 millones por conceptos de Fovissste, y la reinstalación de sus compañeros y compañeras, como el caso de María de Jesús Espinosa, se prometiera “sólo de boca” y no plasmada en documentos oficiales.

Vestida con su uniforme de enfermera y con una aparente fatiga producto de los días que ha dejado de ingerir alimentos, insiste en que la fe, luego de casi cuatro meses de insistir, la ponen ahora en los organismos nacionales internacionales como: las organizaciones de las Naciones Unidas (ONU), Mundial de la Salud (OMS), Panamericana de la Salud (OPS) y la misma Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

Además de ella y Mayanín, en la huelga están Claudia Lizeth Martínez, Rosa Eroida Lázaro, María Cielo Cundapí, Elizabeth Pereyra (integrante de AC), Nely Ivón Escobar y Verónica Zenteno (nutrióloga), quienes no desistirán a una lucha que es víctima de la autoridad estatal.

Comentarios