Programan fin de semana con música del compositor Philip Glass

Programan fin de semana con música del compositor Philip Glass

El compositor estadunidense festeja con el estreno en el Palacio de Bellas Artes de la Sinfonía No. 7, Tolteca

 

Nota y foto: Excélsior

CIUDAD DE MÉXICO.

Un fin de semana con música del compositor estadunidense Philip Glass (Baltimore, 1937), para celebrar el 80 aniversario de su natalicio, fue programado para los días 11, 12 y 13 de mayo, con la participación de la Orquesta Sinfónica Nacional, la soprano Olivia Gorra, el Cuarteto Latinoamericano, el Coro de Madrigalistas y Solistas Ensamble del INBA, el violinista y cantante wixárika Daniel Medina de la Rosa y el guitarrista wixárika Erasmo Medina Medina.

 

Durante el anuncio, Philip Glass adelantó que realizará el estreno en México de la Sinfonía No. 7, Tolteca, integrada por los movimientos El maíz, El hikuri (Raíz sagrada) y El venado azul, que nació durante su primer viaje a Real de Catorce, en San Luis Potosí, que a la postre se convertiría en su investigación musical y espiritual que refleja esa relación de 25 años, donde los últimos siete interactuó con el mundo wixárica.

Explicó que esta serie de conciertos están divididos en dos partes: “el de viernes y domingo sobre la música de México y el otro con intérpretes mexicanos”. “Yo me siento muy feliz y agradecido en este Palacio (de Bellas Artes) que es como el Carnegie Hall de México, donde yo soy la parte menos importante de todo esto”.

Y aseguró que este proyecto se fraguó a lo largo de muchos años, y que no fue realizado como un proyecto que intente imponer “una visión como gran hermano del norte, sino mostrar un poco de esa riqueza que México tiene. Además, yo ya conocía la música que se tocaba de México en las salas de concierto, pero quería más, conocer su alma, sus raíces tradicionales, por eso la música indígena ha sido una piedra angular en mi acercamiento a esta maravillosa nación”.

Glass recordó que hace 20 años comenzó a interactuar con música de Australia y África, lo cual le abrió un nuevo mundo en la música, una forma de no imponerse un límite para interactuar con músicas y culturas de todas partes.

Y aunque desde hace muchos años se ha interesado en la música indígena de todo el mundo, su acercamiento a México no había sido tan estrecho como ahora, “pero tuve la suerte de conocer a la gente correcta que me presentó a otras personas (del mundo wixárica) para concretar este proyecto y hacer música juntos”.

Y aseguró que cuando interactúa con la música de una raíz distinta a la suya (como la wixárica) “tengo que encontrar la manera que se conjunten musicalmente porque no existe una guía que me explique cómo tocar con este tipo de música, trato de cuidar la afinación y encontrar los ciclos rítmicos que puedan combinar la música”.

Además, dijo, la solución para lograr la conjunción musical entre su música y la del mundo wixárica no requirió de una solución académica, ya que no existe nada escrito al respecto, por lo que debieron ensayar y tocar juntos una y otra vez.

RAÍZ SAGRADA

El programa de los días 11 de mayo, programado a las 20:00, y del domingo 13 a las 12:15 presentará, junto a la OSN, las obras Days and Nights in Rocinha, con la participación de músicos huicholes invitados; así como Hikuri, el cacto sagrado y el estreno en México de la Sinfonía no. 7, Tolteca, formada por los movimientos El maíz, El hikuri (Raíz sagrada) y El venado azul.

 

 

 

Comentarios